El Parlamento Europeo y el estudio epidemiológico en el Campo de Gibraltar

El Parlamento Europeo debatirá hoy sobre la necesidad de elaborar un estudio epidemiológico en Gibraltar y la comarca del Campo de Gibraltar, dando respuesta así a una petición realizada en 2007 por representantes de la Plataforma Por el Estudio Epidemiológico, que hicieron llegar a la Eurocámara más de 13.000 firmas de ciudadanos británicos y españoles de uno y otro lado del Peñón.
La portavoz de Verdemar-Ecologistas en Acción e integrante de la Plataforma Raquel Ñeco explicó a Europa Press que entre las firmas que acompañaron a la petición había «unas 4.000 de Gibraltar» solicitando también al Parlamento Europeo que ayudase a los ciudadanos de la zona en sus esfuerzos por «convencer» a las autoridades españolas competentes, «en este caso la Junta de Andalucía», de que realizase un estudio epidemiológico «integrado» de la zona.
El motivo argumentado era la «preocupación» de la ciudadanía por su salud, ya que numerosos estudios avalan que la zona registra uno de los mayores índices de España de cáncer y de mortandad, lo que los reclamantes achacan a la «contaminación» provocada por las numerosas industrias concentradas en el territorio señalado.
Por ello, solicitaron que, ya que el Gobierno de Gibraltar había expresado su disposición a llevarlo a cabo, «presionase» de algún modo a la Junta de Andalucía para que elaborase también un estudio epidemiológico «integrado» y, según Ñeco, «transparente, independiente y que realmente contestara a las preguntas y los temores que tenemos los ciudadanos de la zona, de por qué morimos más y antes que en el resto de España».
Uno de los escritos remitidos a la Plataforma por la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo, al que tuvo acceso Europa Press, manifiesta que «la Comisión ya ha detectado una exposición sistémica de la población de esa zona a unos niveles de contaminación atmosférica excesivos según la directiva 1999/30/CE y la nueva Directiva 2008/50/CE relativa a la calidad del aire ambiente y a una atmósfera más limpia en Europa».