El SAS ofrece una guía para profesionales de la salud ante situaciones de duelo

El duelo por la muerte es un proceso que deben enfrentar tanto los familiares y allegados a la persona que fallece como los profesionales sanitarios que han acompañado y aliviado al paciente en la última etapa de su vida. La sensación de pérdida es algo inherente al ser humano. Por ello, todos necesitamos disponer de recursos para sobrellevar esta situación, que no tiene por qué ser negativa. De hecho, bien analizada, puede proporcionar alivio.
Con la intención de surtir de herramientas que sirvan de apoyo a este ineludible sentimiento de ausencia, el Servicio Andaluz de Salud, a través de la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, ofrece una interesante ‘Guía para profesionales de la salud ante situaciones de duelo’, acompañada de un anexo dirigido a todos aquellos que han estado cerca de la persona enferma hasta el final.
El documento ha sido redactado para ofrecer al personal sanitario elementos y argumentos que sirvan para calibrar las diferentes intervenciones que los profesionales tienen la posibilidad de poner marcha ante el conflicto o la lucha que supone estar inmerso en esta etapa.
Dentro de estas páginas, se propone trabajar tanto en la capacitación actitudinal como en las aptitudes y conocimientos susceptibles de mejorar la forma de asumir dicha realidad. Algunas de estas reflexiones aluden al mito de la inmortalidad, la desmedicalización del duelo, las peculiaridades en el tratamiento de la población infantil o las consecuencias de un duelo mal elaborado.
Asimismo, se incluyen casos clínicos de perfiles con relación de parentesco familiar y afectivo, como el padre, la madre, el hijo o el amigo, respecto al ser querido que ha fallecido.
La guía está enmarcada en la Línea Estratégica del PISMA o ‘Atención a la salud mental de la población andaluza’.
Consulta el documento completo vía online en este enlace.
Foto: artmemori.com

El SAS proyecta un Plan Integral Personalizado para pacientes con enfermedades crónicas complejas

La atención a la cronicidad y la identificación temprana de pacientes con enfermedades crónicas complejas se ha convertido en uno de los retos de los cuidados paliativos en Andalucía.
La mejora de la calidad asistencial en este ámbito ha sido un asunto a debate, abordado desde diferentes perspectivas, que ha reunido a 300 profesionales sanitarios en Granada.
La Escuela Andaluza de Salud Pública, perteneciente al Servicio Andaluz de Salud, ha acogido el III Foro del Observatorio de Prácticas Innovadoras en el Manejo de Enfermedades Crónicas Complejas (OPIMEC). En este espacio de encuentro, José Manuel Aranda Lara, director gerente del SAS y el director del Plan Andaluz de Atención Integrada a Pacientes con Enfermedades Crónicas (PAAIPEC), Manuel Ollero Baturone, han adelantado el impulso a una nueva Estrategia de Atención a estos pacientes con dos ejes fundamentales.
Por un lado, se ha proyectado la configuración formal de equipos funcionales, la elaboración de una lista por equipo de atención para la adecuada identificación de pacientes, la creación de agendas específicas y el fomento de la integración socio-sanitaria a través de una vision de conjunto que englobe la atención primaria, la hospitalaria y la social.
Todo ello para llegar a uno de los grandes objetivos; elaborar un Plan Integral Personalizado que tenga en cuenta la autonomía personal del paciente, lo empodere ante la adversidad y fomente la gestión cooperativa. Asimismo, se reforzaría la evaluación de intervenciones y resultados en salud, la concienciación para un adecuado uso del medicamento, así como el hacer frente a los determinantes de estas enfermedades.
En este ultimo aspecto, se habló de las actitudes, las emociones y la palabra como protagonistas del cambio en la tercera edición de ‘Palabras que curan’, una iniciativa de EASP y el Festival Internacional de Poesía de Granada.
Leer la noticia completa en Granada Digital.
Más información sobre OPIMEC
Foto: vitalmedic